LONDRES (Reuters) - La actividad empresarial de la zona euro se expandió en septiembre a un ritmo ligeramente inferior a lo esperado, al recortar las empresas los precios por trigésimo mes consecutivo, mostró el martes un sondeo.

El informe desalentará al Banco Central Europeo, que está luchando por fomentar el crecimiento y reavivar una inflación que se mantiene muy por debajo del objetivo de la institución monetaria.

La lectura preliminar del índice compuesto de gerentes de compras (PMI) de la zona euro elaborado por Markit, basado en encuestas a miles de compañías de la región y considerado como un buen barómetro del crecimiento, se hundió a un mínimo de nueve meses a 52,3 desde 52,5 en agosto.

Las expectativas de economistas en un sondeo de Reuters eran de que se mantuviera en 52,5.

El índice se ha situado por encima de la marca de 50 que separa el crecimiento de la contracción desde julio del 2013, aunque Markit dijo que el último sondeo apuntaba a un crecimiento económico en el tercer trimestre de sólo un 0,3 por ciento.

"El BCE estará decepcionado. Tiene una gran batalla cuesta arriba entre manos y quizás el sondeo está diciendo que lo que han hecho hasta ahora no va a ser suficiente", dijo Chris Williamson, economista jefe de Markit.

"Aunque querrán esperar y ver si las compras de titulizaciones (ABS) estimulan la economía, el peligro es que cuanto más se espere, más empantanada estará la desaceleración".

El BCE sorprendió a los mercados este mes al recortar más las tasas de interés para créditos y depósitos y anunciar que compraría activos titulizados.

El crecimiento de la zona euro se paralizó en el último trimestre por la contracción de la economía alemana y el estancamiento de la francesa, lo que ejerció más presión todavía sobre el BCE, aunque no se esperan cambios en la política monetaria del organismo cuando su consejo de gobierno se reúna la semana que viene.

El PMI manufacturero de Alemania, la mayor economía de la zona euro, cayó a 50,3 en septiembre, su peor lectura desde junio del 2013 y por debajo de las expectativas de los 32 economistas consultados por Reuters.

Por otra parte, el PMI de servicios de Francia, la segunda economía del bloque, se hundió a 49,4 tras haber permanecido apenas dos meses en zona de crecimiento.


(Traducido por la Redacción de Madrid; editado por Carlos Aliaga vía Mesa Santiago)